¿Qué pobreza es la del franciscanismo?

Nunca se jactan de pobres, no atacan a los ricos porque la segunda regla aconseja no juzgar

Hay un peligro al poner la propia pobreza como estandarte, al posar de pobre, al jactarse de cierta pobreza. Francisco se abstuvo de denunciar a los ricos malos. Él no está en la teología de la liberación, no es marxista. En la segunda regla, aconseja llevar hábitos bastos... pero también no juzgar... y que cada uno se juzgue y se desprecie a sí mismo.

Un modelo para tiempos de crisis
ACTUALIDAD DE FRANCISCO DE ASÍS
Fabrice Hadjadj en Humanitas 64 XVI (2011)


Comentarios

Entradas populares de este blog

Clasificación de valores en Ortega y Gasset

Diferencias y semejanzas entre el Bautismo de Juan Bautista y Jesús